Posts etiquetados ‘hard’

unnamed-12.jpg

ZZ TOP SERÁ EL CABEZA DE CARTEL DEL VIERNES 5 DE JULIO DE ROCK FEST BARCELONA EN UN CONCIERTO EXCLUSIVO.

HAMMERFALL, HELIX, CHILDREN OF BODOM, MICHAEL MONROE, DEE SNIDER, ANGELUS APATRIDA, NAPALM DEATH, ANKHARA y DELDRAC-LEGION SE SUMAN AL CARTEL DEL FESTIVAL.

Con la confirmación de diez nuevos grupos, entre los que destacan los veteranos ZZ TOP como cabezas de cartel del viernes 5 de julio y pesos pesados de la escena como Hammerfall, Children of Bodom, Dee Snider o Michael Monroe, Rock Fest Barcelona sigue revelando el cartel de su edición 2019, que se celebrará del 4 al 7 de Julio, ambos incluidos, en el Parc de Can Zam de Santa Coloma de Gramenet.

Def Leppard actuarán como cabezas de cartel del domingo 7 de Julio.

Ya están a la venta las entradas de día para el Viernes 5 y el Domingo 7, y los abonos para los cuatro días. Las entradas están a la venta a través de la web de RocknRock y de la red de Ticketmaster (Halcon Viajes, Fnac, Carrefour). Además, se pueden obtener entradas de coleccionista a todo color a través de la web de RocknRock.

unnamed-11.jpg

Al borde de los cincuenta años de carrera, que se dice pronto, ZZ TOP se siguen manteniendo frescos y fieles a su estilo, inalterables. En lo que será su fecha única en España en 2019, la banda de Billy Gibbons, Dusty Hill y Frank Beard será uno de los cabezas de cartel de Rock Fest Barcelona, actuando el viernes 5 de julio en lo que será un concierto repleto de hits atemporales que son parte de la historia del rock and roll, como “Sharped Dressed Man”, “Gimme All Your Lovin’” y “Le Granje”.  Una oportunidad única para ver a una de las mayores leyendas de la historia del rock, con un directo electrizante como pocos.

unnamed-10.jpg

El heavy metal más recalcitrante y honesto vendrá representado de la mano de los suecos Hammerfall. Nacidos en la “nueva ola” de heavy metal que arrasó Europa a finales de los 90, la banda de Joacim Cans y Oskar Dronjak se ha mantenido fiel a su credo durante los últimos veinte años. Algo que celebran en la actualidad con una reedición aumentada de su clásico disco “Legacy of Kings” y del cual sonarán muchos de sus clásicos en Rock Fest Barcelona.

unnamed-9.jpg

Los canadienses HELIX saltaron a la fama cuando editaron “No Rest for the Wicked” en 1983 y consiguieron el hit “Heavy Metal Love” bajo los auspicios de Capitol Records. Su carrera en aquellos años tuvo varios grandes momentos como “Walkin’ The Razors Edge”, editado en 1984 y el clásico “Long Way to Heaven” de 1985. Liderados por el vocalista Brian Vollmer, quien ha aguantado hasta la actualidad junto a otros miembros clásicos como el batería Greg Hinz y el bajista Daryl Gray, los canadienses vienen ahora a Rock Fest Barcelona por primera vez para recordarnos sus mejores momentos. Gimme an “R”!

unnamed-8.jpg

Los maestros del death metal melódico finlandés, liderados por Alexi Laiho, llevan más de veinte años en primera linea de la escena mundial del heavy metal, concretamente desde que editaron el ahora legendario “Something Wild” y ayudaron a dar forma a todo un género que explotaría comercialmente a lo largo de la siguiente década. Con un nuevo disco, aún sin título, previsto para 2019, la banda actuará por primera vez en Rock Fest Barcelona con un show repleto de muchos de los temas que han hecho de ellos una leyenda. El ‘hate crew’ puede ir preparándose.

unnamed-7.jpg

Después de la desaparición de HANOI ROCKS en la segunda mitad de los ’80, Michael Monroe, su líder y vocalista, inició una carrera en solitario que le vio editar grandes trabajos como “Nights Are So Long” o “Rock Like Fuck”. Tras experimentar con bandas como Demolition 23 o Jerusalem Slim, generando con los primeros un disco de culto que produjo el mismísimo Little Steven, Monroe retomó su carrera en solitario y se reunió con su viejo compañero Andy McCoy en HANOI ROCKS al borde del nuevo milenio. Finalmente, en 2010 Monroe puso en marcha un proyecto en solitario mucho más firme que ha dado lugar a tres discos excelentes de hard – punk – rock con el inmitable estilo rasgado pero melódico del finlandés. El más reciente, “Blackout States” fue editado en 2015 y Monroe lo presentará acudiendo por primera vez a Rock Fest Barcelona con su show de altísima energía. No os lo perdáis.

unnamed-6.jpg

La historia de amor de Dee Snider y Rock Fest Barcelona comienza el primer año del festival, cuando TWISTED SISTER fueron una de las bandas participantes. Claro que, también lo fueron al segundo y tercer año. Tras la disolución de la legendaria banda, Snider ha vuelto a retomar su carrera en solitario con el tremendo disco “For the Love of Metal” y no podíamos dejar de contar con él nuevamente para hacer estallar el parque de Can Zam con los incontables himnos de su antigua banda y algunas de sus nuevas canciones. Hay tradiciones que se deben respetar y la de que Dee Snider lo de todo sobre el escenario en Rock Fest es una de ellas.

unnamed-5

Si una banda define y representa el auge del thrash metal de alta calidad en nuestro país, esos son los manchegos ANGELUS APATRIDA. Con una carrera constante e imparable donde la carretera es su casa desde hace lustros, con innumerables giras europeas, japonesas y sudamericanas bajo el brazo y participaciones en los mayores festivales europeos de heavy metal, la banda editó este año 2018 el aclamado “Cabaret de la Guillotine”. Ahora vuelven a Rock Fest Barcelona para un show repleto de energía, pogo, headbanging extremo y thrash metal.

unnamed-4.jpg

El metal extremo no se puede entender sin los británicos Napalm Death, cuyo desquiciado ataque repleto de grindcore y death metal lleva arrasando escenarios desde finales de los 80, cuando editaron el histórico “Scum”. Con los eternos Barney Greenway y Shane Embury al frente, Napalm Death son historia viva del metal extremo y vuelven a Rock Fest Barcelona para no dejar títere con cabeza. Con dieciséis discos a sus espaldas y un nuevo trabajo en preparación para 2019, Napalm Death tienen cuerda para rato.

unnamed-3.jpg

Tras catorce años de silencio discográfico, Ankhara están de vuelta con un nuevo trabajo titulado “Sinergia”. Su power metal con tintes de hard rock y heavy metal clásico mantiene el tipo pese al paso de los años y liderados por Pacho Brea se presentan por primera vez en Rock Fest Barcelona.

unnamed-2.jpg

Legion fueron una de las bandas insignias de la primera ola del thrash metal en España, desde finales de los 80 hasta mediados de los 90. Con Quimi Montañés al frente editaron discos legendarios como “Lethal Liberty” y “Mind Training”, llegando a telonear a bandas como Metallica y AC/DC a principios de los 90. Ahora Montañés está al frente de DELDRAC junto al vocalista Eric Moya, el bajista David Saavedra y el batería Mark Striker. Juntos harán un set especial de LEGION en Rock Fest Barcelona, rememorando los mejores momentos de una banda que fue rompedora en nuestro país y sentó las bases para todas las bandas de thrash que vinieron después.

Más información en www.rockfestbarcelona.com

weblogo

udo.jpg

Con más de 40 años de historia en el mundo del metal y su irrupción por la puerta grande con ACCEPT en los 80’s UDO, una de las grandes leyendas del Rock y el Heavy de todos los tiempos regresa. Y lo hace para presentar su último disco, “Steelfactory”, donde una vez más se sigue fielmente la visión personal e incorruptible de Dirkschneider.

Con una formación renovada tras la incorporación de Dee Dammers a la guitarra y Tilen Hudrap al bajo, que se unen a UDO y a su hijo Sven Dirkschneider (a la batería).

Inmersos ya en la presentación de Steelfactory, la banda anuncia ahora  que pasarán por Madrid, Barcelona y Navarra este próximo mes de Enero para presentarlo.

Lleno de temas que no tardarán en convertirse en grandes himnos en directo, Steelfactory ha sido producido por el famoso Jacob Hansen (Volbeat).

Y como no, allí estaremos una vez más con la emblemática voz del heavy metal germano. ¡No faltes!

udo_web.jpg

U.D.O.

Domingo 20 de enero, 19:00 hrs.
Sala Mon Live (Madrid)
Anticipada:  30€ / Taquilla: 35€
Martes 22 de enero, 19:00 hrs.
Sala Salamandra (Barcelona)
Anticipada:  30€ / Taquilla: 35€
Miércoles 23 de enero, 19:00 hrs.
Sala Totem (Villava · Pamplona)
Anticipada:  30€ / Taquilla: 35€

weblogo

Web-Media-720x405px-a-150-dpi-2

No cabe duda de que Barcelona se ha convertido en una de las ciudades favoritas para Erik Martensson y Magnus Henriksson, y es que en los últimos tres años les hemos tenido tocando por aquí hasta en seis ocasiones en distintas salas y formatos. Presentación de su último disco de estudio, “Monumentum”, Rock Fest Barcelona, shows acústicos como el de esta noche… en fin, que los datos hablan por si solos.

Y es que la relación de amor con la ciudad condal, y con nuestro país en general, sigue creciendo tras cada visita de los suecos Eclipse, enamorando y enamorándose de nosotros en una idílica historia romántica que tiene un el mejor hard rock melódico como banda sonora. Así que con todos estos ingredientes es fácil explicar porque la sala presentaba una más que notable entrada, especialmente teniendo en cuenta que hablamos de un miércoles por la noche, y se respiraba un excelente ambiente en ella.

Con una puntualidad exquisita saltaban al escenario los dos músicos, que no habían hecho más que entrar por la puerta principal, para ponerse manos a la obra con un trío de canciones de lo más animadas, rockeras y que invitaban a unirse a la fiesta como “Never Look Back”, “Killing Me” que se concibió en formato acústico y le sienta como anillo al dedo, y “Wake Me Up” que es todo lo contrario pero que funciona francamente bien. Encima del escenario solo había una pareja pero delante de él más de un centenar de gargantas estaban dispuestas a no dejarles solos.

Llegaría el momento más intimo de la noche, con una preciosa “The Storm” que nació tan solo un par de semanas después de la repentina muerte del padre de Martensson cuyo corazón dejó de funcionar. Sin duda esta declaración la hizo aún más especial y se le sumaron “Living Like I’m Dying” y “Hurt”, una de las composiciones más recientes de la banda y que se encuentra entre las favoritas del siempre sonriente vocalista.

Tras un speech en la que declaró que para él solo existen dos tipos de música, la buena y la mala, nos introdujo al primer cover de su actuación. Los elegidos serían la formación liderada por uno de sus cantantes favoritos, Brandon Flowers, es decir, The Killers, y el tema elegido no sería otro que su conocido “When You Were Young”. Y es que no solo de rock y de metal vive uno. Tras este momento celebraríamos el décimo aniversario de su disco “Are You Ready to Rock” que, precisamente hoy, cumplía diez años y que mejor que hacerlo al ritmo de “Million Miles Away”.

Es cierto, es imposible decidir cuando y como uno puede escribir la mejor canción posible, un gran éxito, y entre risas y confesiones descubrimos que la melodía de “Wide Open” surgió durante algo tan cotidiano como una ducha, y es que uno nunca sabe cuando puede recibir la caprichosa visita de las musas. Y así, sin más, comenzaron a sonar los primeros acordes de “Jaded”, que volvían a hacer vibrar a un público que se mostraba de lo más feliz y que supondría la antesala del primer guiño a sus compatriotas e inspiración musical Europe, a los que vieron hace apenas unos días en Madrid y de los que rescataron la mítica “Prisoners in Paradise”.

Una de las canciones más celebradas de todo el repertorio fue sin duda la pegadiza “Battlegrounds”, con un estribillo que fue cantado y coreado en repetidas ocasiones, obligando al propio Martensson a coger su móvil para inmortalizar el momento. No vaya a ser que cuando se lo cuente a sus amigos no se lo crean, ¿eh?. La guitarra de Henriksson se desató de forma inesperada con la conocida banda sonora de la película “Pulp Fiction” que ambos músicos empalmarían con un poco de folklore musical sueco, como buenos vikingos y amantes del alcohol que son.

Volveríamos a recuperar su obra más reciente, “Monumentum”, con dos de las composiciones más destacas del álbum como son la tremendamente pegadiza “Downfall of Eden”, una de esas canciones que rezuman optimismo y son capaces de alegrarte hasta el día más gris, y la veloz “Vertigo”, que a pesar de no estar ideada, definitivamente, para su formato acústico, encajó a la perfección en el engranaje de la noche.

Shows como estos te permiten rendir homenaje a las bandas con las que uno ha crecido y se ha educado musicalmente, y a la lista se le sumaban Whitesnake, uno de los grandes, con “Love Ain’t No Stranger”, una de las grandes, que, como buenos aficionados al rock y de exquisito paladar, sus seguidores acogieron con los brazos bien abiertos. Y tras un alegato en contra de Eurovisión, certamen en el que curiosamente participaron, sonaron los primeros compases de “Runnaways” y los suyos, y ellos mismos, se volvieron a venir arriba, en un ambiente que se mantuvo con “I Don’t Wanna Say I’m Sorry”.

La cita parecía llegar a su fin y de hecho se despidieron de nosotros con la foto de rigor, pero todo quedaría en una falsa alarma, en el inevitable bis, del que volvieron sin hacerse rogar demasiado con un nuevo guiño a Europe esta vez a ritmo de “Open Your Eyes”, diciéndonos definitivamente adiós con uno de sus temas más emblemáticos, “Bleed & Scream”, con la que probablemente comenzó a forjarse la leyenda de lo que hoy conocemos como Eclipse.

Casi dos horas de buen hard rock melódico la que nos ofrecieron Erik Martensson y Magnus Henriksson en una velada acústica en la que se sintieron y nos hicieron sentir en familia, entre confidencias, risas y, sobretodo, grandes canciones. Quizás echamos en falta algún recuerdo hacia Nordic Union o W.E.T pero os puedo asegurar que salimos más que satisfechos de allí y muchos se quedaron a compartir una foto, una firma o una cerveza con ellos. Algo que es de agradecer y de lo que podrían aprender muchas estrellas, y otras que no lo son tanto. ¡Hasta pronto!

PD: Dejo un par de preguntas/reflexiones al aire:

  1. ¿De verdad es necesario que algunos tengan el móvil (o directamente la cámara con monopié incluído) durante TODO el concierto en lo alto?
  2. Y no menos importante, ¿Qué les pasa a los guitarristas suecos con los sombreros? Ahí lo dejo…

Texto: Lluís “Dimu” García

Fecha y lugar: 10 de Octubre, Sala Rocksound, Barcelona

Promotora: RockNRock

weblogo

tierra-santa.jpg

TIERRA SANTA vuelven a la carretera celebrando un aniversario muy especial.

Han pasado 20 años desde la grabación del primer disco “Medieval”, y lo quieren celebrar con todos nosotros de una manera especial.

Muy pronto os desvelaremos más detalles de este 20 aniversario.

43496497_1640553242716777_3438845524948549632_n.jpg

Entradas ya disponibles:

https://www.ticketea.com/entradas-concierto-tierra-santa-2…/

https://www.ticketea.com/entradas-concierto-tierra-santa-2…/

https://www.ticketea.com/entradas-concierto-tierra-santa-2…/

3 conciertos únicos, no pierdas la oportunidad ver este espectáculo

¡ Próximamente mas información !

weblogo

avalanch-barcelona-25

Para hablar de Avalanch nos tenemos que remontar veinticinco años atrás en el tiempo en los parajes de Asturias, donde un joven guitarrista llamado Alberto Rionda crearía la que iba a ser (y es) una de las bandas más importantes del heavy metal nacional.

El resto de la historia ya la conocéis, con obras imprescindibles en su discografía como “Llanto de un héroe” o “El ángel caído”, otras que marcarían nuevos caminos a seguir como “El hijo pródigo”, e incluso algún episodio fallido o extraño como “Malefic Time: Apocalypse”.

No es casual que tras este último anunciaran un parón indefinido que les traería de vuelta un lustro después con una formación espectacular y de tintes internacionales bajo el nombre de “Avalanch All Star Band”, con su compañero de “Alquimia” Israel Ramos a la voz, y muy bien escudado por músicos como el bajista Magnus Rosén o el batería Mike Terrana. Sin olvidarnos de Jorge Salán a las seis cuerdas y José Paz a los teclados. Puesto este último que hoy ocupa Manuel Ramil.

Y así llegamos a la última parada de su gira celebrando la regrabación del quince aniversario de “El ángel caído”, aunque tras la cancelación del pasado año ya hemos disfrutado de un nuevo trabajo de la banda, esta vez en directo, que lleva por título “Hacia la luz”. Dado estos acontecimientos nada podía fallar esta noche… y no lo hizo.

Ante la ausencia de unos teloneros que abrieran la velada y amenizaran la espera del plato principal, Avalanch optó por saltar al escenario con una puntualidad envidiable y desgraciadamente poco habitual, con Alberto Rionda grabando al respetable go pro en mano y con las primeras notas de “Santa Bárbara” saliendo de su guitarra. Un arranque que se fundiría a su vez con los primeros compases de “Hacia la luz”, ya rodeado de músicos.

La gente se vino arriba ya en “Tierra de nadie”, la cual no pararon de cantar y corear al unísono con la preciosa, delicada y muy técnica voz de Israel Ramos. Tablas no le faltan, como ya demostrara en Amadeüs o Alquimia, y pese a su juventud, ha asumido con frescura y talento su papel protagonista en la primera línea. La extensa y densa “El ángel caído” seguiría con la fiesta, con performance incluida, que lograría uno de sus momentos más climáticos al ritmo de la mítica “Xana”. Todo un clásico.

Interpretar un álbum al completo y en orden en vivo siempre supone un riesgo, pero este se minimiza cuando lo que tienes entre manos es una obra tan impecable como la que nos ocupa. “Corazón negro” dio buena muestra de ello, con Alberto Rionda y Jorge Salán desafiándose a base de solos de guitarra siempre bajo las miradas cómplices que se dedicaban y que ponían de manifiesto la innegable química que existe entre todo el sexteto.

Los primeros versos de “Delirios de grandeza” rebotaban en una Razzmatazz 2 prácticamente a rebosar con Israel como maestro de ceremonias y levantando a unos seguidores entregados totalmente a la causa. Bajarían las revoluciones con el abrazo melódico de “Antojo de un Dios” que, eso sí, mantuvo la intensidad del show inquebrantable bajo el amparo del emotivo abrazo con los que nos arropaba el teclado de Manuel Ramil.

Llegaría el turno de que Mike Terrana se hiciera con el protagonismo absoluto golpeando con su fuerza característica y precisión quirúrgica una sufrida inmensa batería para el deleite de la audiencia. Esta fuera de toda discusión que estamos ante una bestia, un animal, aunque he de reconocer que me faltó cierta variedad en su ejecución y me sobró, como suele ser habitual, algo de tiempo. Pero al finalizar le vimos luchar con una colchoneta playera con forma de cocodrilo y celebrar junto a los suyos el final de la presente gira. ¡No está mal!

Y así llegamos al cierre del disco y de la primera parte del concierto, no sin antes interpretar un pequeño guiño a Queen y su “Another one bites the dust” al compás del bajo de un siempre sonriente Magnus Rosén. ¡Qué feliz es este hombre siempre sobre el escenario! Un preludio que culminaría con una imponente y majestuosa “Las ruinas del Edén” que evidenciaba el excelente estado de forma por el que pasa la formación.

Alberto e Israel se presentaron solos ante el peligro (bendito peligro) para ofrecernos un pequeño set acústico que entre confidencias, bromas y complicidad, nos dejó por el camino “El príncipe feliz” y “Cambaral”, a las que le seguiría la irrupción del solo de Manuel que anunciaba una celebrada “Vientos del sur”. Me gustaría destacar la energía y calidad que ha inyectado la llegada del nuevo vocalista al que tan solo le echo en falta en algún momento un poco más de rasgado y agresividad en su registro.

Volvería la electricidad como compañía de “Papel roto”, con la aparición de Carmen Xina, cantante de Oker, sobre el escenario formando un dúo vocal tan dispar como bien avenido, levantando una vez más a los suyos. Poco le tuvo que envidiar la pegadiza “Alas de cristal” a juzgar por los rostros de felicidad, cánticos y expresiones corporales del público. Estaba siendo una gran noche y eso se respiraba en el ambiente.

Si minutos atrás el protagonismo se lo llevó el bueno de Mike esta vez le tocaba el turno a Magnus, todo un portento encima de un escenario y que demostró, por sino había quedado claro ya, su impecable técnica al bajo. Quizás el problema fue la excesiva duración del solo, al que por otro lado no hay nada que objetar, y que les permite cierto descanso al resto de músicos a la vez que sirve de momento personal de lucidez e interacción con sus seguidores para cada uno de ellos. Al fin y al cabo estamos ante una all star band, ¿no?

Se acercaba el inevitable final pero aún tuvimos tiempo disfrutar de una nueva colaboración, esta vez de la mano de la voz de Pedro Guijarro y la guitarra de Toni Sánchez, ambos de la formación catalana Regresión que, he de reconocer, es una de mis espinitas clavadas ya que nunca les he visto en directo. Algo que pienso remediar lo antes posible. Israel y Pedro aparecieron en el foso para hacer cantar y hacer cantar a los suyos al compás de la preciosa “Lucero”. Poco más que añadir.

Y la guinda del pastel la puso la velocidad y la caña de una inmortal “Torquemada”, un caballo ganador que hizo vibrar y disfrutar a los centenares de personas que allí nos dimos cita. Heavy metal en estado puro con unos riffs de guitarra ejecutados, nunca mejor dichos, por un Alberto y un Jorge en estado de gracia imprimiendo una agresividad y crudeza que en ocasiones echo en falta en sus composiciones. Cuestión de gustos supongo.

Se me ocurren pocas formas mejores de acabar una gira y Avalanch nos quitaron, y probablemente a ellos también, esa espinita clavada que teníamos de su última no visita. Dos horas repasando el que quizás sea su mejor disco, “El ángel caído”, acompañándole de grandes clásicos y con una formación integrada por seis músicos de primerísimo nivel, y lo que es aún más importante, con una complicidad y química entre si que se transmite y contagia de forma recíproca con su público. Ahora tan solo queda esperar que nos depara el futuro.

Texto y fotos: Lluís “DiMu” García

Fecha y lugar: 30 de Septiembre, Sala Razzmatazz 2, Barcelona

Promora: Damask Events

weblogo